SUSPIROS Y PIRULETAS

Haces recuento: Piruletas de corazón, tres. Manzanas modelo Blancanieves, dos. Pintalabios rojo, uno. Coges tu nuevo bolso verde, el que te has tuneado a base de parches y pines para darte un rollito moderno, y lo pones todo dentro.

Acabas de entender de un plumazo porqué los bolsos mini te parecen un chiste malo. Recoges tus 40 tacos y tiras para la oficina.

yo-no-soy-gente-historias-reales-mundo-surrealista-piruletas-de-corazones-suspirando-que-es-gerundio-the-office-piruletas-y-suspiros

El tiempo acompaña así que un hombro al aire está más que justificado. Te calzas tus jeans más ajustados y metes barriga mientras la cremallera patina en su intento de ir vientre arriba. ¡Malditas tapitas de los viernes!

Haces, como dice tu profesor de hipopresivos, apnea infinita y ya azuleas cuando la cremallera llega a destino. Hoy no vas ni al lavabo. Como para pasar ese calvario cada dos horas.

Unos tacones caros y finos harán el resto. Caros para sentirte como una princesa, una diosa, una bruja con tacón de aguja, para ser más exactos. Finos, de los que disparan la imaginación masculina y hacen que de pronto les parezcas el ángel más divino de Victoria’s Secret.

¿Angel? La fiesta está en el infierno. Y tú lo sabes.yo-no-soy-gente-historias-reales-mundo-surrealista-piruletas-de-corazones-suspirando-que-es-gerundio-the-office-piruletas-y-suspiros-stilettos

Jordi llega a la hora habitual y mientras abre su portátil notas que te observa por encima de la pantalla de su mesa. Y Núria le observa a él.

No es atractivo, ni sexy, ni mínimamente guapo, ni siquiera tiene carisma, por ser, es, simplemente, el jefe.

Acomodada en tu mesa mordisqueas la manzana como si fuera el manjar más preciado que en esta y cualquier otra vida que se te suponga te hubieras llevado a la boca. Mientras justificas que te has puesto a dieta por enésima vez, le ofreces una a él. Sugerente, la manzana. Roja, tú.

Te llega un suspiro largo, posiblemente será Núria. Te relames.

Sonríes para tus adentros, mientras visualizas cómo tu bruja interna está
dando
palmas además de hacer el pino-puente y saca una pancarta en la
que te anima a seguir: “Go, go, go”.

yo-no-soy-gente-historias-reales-m3undo-surrealista-piruletas-de-corazones-suspirando-que-es-gerundio-the-office-piruletas-y-suspiros-stilettos-bruja

La mañana pasa entre risas exageradas, movimientos estudiados y piruletas que tiñen los labios y la lengua de rojo. Y tú te vas creciendo. Ahora mismo te sientes caperucita feroz y tu lobo-objetivo te parece de peluche.yo-no-soy-gente-historias-reales-mundo-surrealista-piruletas-de-corazones-suspirando-que-es-gerundio-the-office-piruletas-y-suspiros-stilettos-bruja-5

Te sientas en su mesa a revisar un aburridísimo informe de inventarios con una cercanía invasiva y obviando la línea imaginaria que reza: “Pi.Pi.Pi. Espacio personal. No pasar”.

Te da lo mismo y parece que a él también. Notas que él está cómodo y tú imparable. Os llega otro suspiro. ¿Núria?  Te contraes, de placer.

Tu bruja acaba de sacar un par de pompones de debajo de la falda de animadora y animadoraestá canturreando como una loca. ‘Dame una S’ ‘Dame una I’ ‘SIIIIIIIIIIII’. Le pides que se calme, qua aún no has acabado, pero la muy tremenda está desatada.

Caminas hacía la fotocopiadora mientras te contoneas con esa sutilidad máxima necesaria para que la fina línea de la sensualidad no traspase a lo vulgar. En tu cabeza suena Miguel Bosé y su canción ‘Ese modo de andar, ese look cha cha cha…neeena’ y tú sientes que ya no caminas, estás levitando.

Mientras haces la fotocopia verificas una vez más para tus adentros el poder de unos stilettos y no atinas a pensar cómo puede una mujer sentirse sexy en bailarinas. Regresas a su mesa y al dejar la copia en la misma, Jordi te obsequia con una sonrisa difícil de catalogar.

¡¡¡PUMP!!! Tu bruja acaba de descorchar una botella de champagne y te está esperando para brindar. ¡Un momento! Falta rematar, le dices. Pero ella se pavonea de un lado a otro riendo a carcajadas y sin hacerte caso.giphy

Te acercas a la mesa de Núria y con una sonrisa angelical le das una copia de los nuevos organigramas. Esos mismos en los que tu nombre ha caído tres niveles por algún motivo que hasta la fecha nadie ha sabido justificar ni explicarte.

Su mirada te asesina. Pero ya lo sabías por eso te has colocado el chaleco antibalas encima del wonderbra. Aun así, el corazón te va a mil, la bala pasó rozando.

Rezas un Padre Nuestro inventado para que no te falle el tacón y te estropee el cierre antes de alcanzar tu mesa. Pero llegas victoriosa. Así que brindas con tu bruja y te metes el copazo de cava de un trago. Suspiras y sigues con tu manzana…2jev4uh

Te alcanza una punzada de culpabilidad, que te quitas de un plumazo pensando aquello de “si una sola flor no hace el verano”, una pequeña fechoría… ¡Tampoco te hace la BRUJA AVERÍA!.

Airada, Núria se dirige enérgica hacía la mesa de Jordi:  ‘Hoy recoges tú a los niños’.

#YoNoSoyGente #YvosotrosTampoco #ProbandoFicciónProbando

jones yonosoygente

Advertisements

6 thoughts on “SUSPIROS Y PIRULETAS

  1. Me ha encantado y dejado con ganas de más!! Quiero saber qué pasa después!!! Felicitaciones, súper buen corto! Para comenzar en la oficina la jornada 😉

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s